Pero por desgracia ellos se rigen por la leyes divinas y no por las terrenales y no les va a pasar nada de nada