El Rincón del Libre Pensar

La mujer, según indican medios locales, identificaba a los niños más vulnerables de un colegio para sordomudos y encubría los abusos sexuales que cometían algunos sacerdotes.

Una víctima le acusa de haberle puesto el pañal tras sufrir una violación.

Una monja japonesa de 42 años ha sido detenida en Argentina por su presunta implicación en un caso de abusos sexuales contra menores de un instituto para sordomudos, según han informado fuentes jurídicas.

Se trata de Kosaka Kumiko, una religiosa que ha sido imputada por «omisión del delito de abuso sexual con acceso carnal, en concurso ideal, con abuso sexual gravemente ultrajante, agravado por ser el autor encargado de la guardia y por ser cometido contra un menor de 18 años aprovechando la situación de convivencia con el mismo», según recoge el periódico Clarín.

La imputación de Kumiko llega a raíz del testimonio de menores supuestamente violados y junto a ella…

Ver la entrada original 107 palabras más